Nuevo cable submarino entre Estados Unidos y Chile

  • Infraestructura

  • Hace más de 5 meses

  • febrero 8, 2019

  • 2 minutos, 22 segundos de lectura

Se espera que el nivel del tráfico de datos global alcance 3.3 zettabytes para 2021 y casi todos los bytes tocan un cable submarino. Por ello, el cable Curie está en pleno proceso de instalación y para ello, Google seleccionó el servicio de CLS (Cable Landing Station o Estación de Desembarco de Cable) de Equinix en el área de Los Ángeles para soportar el sistema de cable submarino Curie, el primer cable de este tipo que llegará a Chile, y será una de las “autopistas” de datos más grandes de Latinoamérica.

En Estados Unidos, el cable aterrizará directamente en el centro de datos de Equinix LA4 International Business Exchange (IBX) ubicado en El Segundo, California.

Google ha seleccionado a Equinix como su aliado en interconexión gracias a la experiencia de la compañía en la entrega y administración de estaciones de desembarco de cable. Se espera que el cable Curie entre en funcionamiento este mismo año.

Jim Poole, vicepresidente de Desarrollo de Negocios de Equinix comentó, “con el aumento significativo en el tráfico de datos a nivel mundial, vemos a empresas que operan negocios globales que exigen acceso a redes de alta capacidad y baja latencia capaces de conectarlas a centros de datos a través de los océanos con niveles estrictos de confiabilidad. Cualquier usuario de un sistema de cable submarino que aterrice dentro de uno de los puntos de terminación de nuestro centro de datos global de Equinix tiene acceso instantáneo y de baja latencia a una gran cantidad de ecosistemas de Equinix, y eso es una gran ventaja”.

La configuración de Equinix CLS (Cable Landind Station) es ideal para extender la capacidad de backhaul o red de retorno de un sistema de cable submarino directamente a los ecosistemas de las empresas en sus centros de datos IBX de alta densidad. Esta arquitectura simplifica el diseño de la red y permite a los operadores de cable acceder fácilmente a un ecosistema denso y rico de redes, nubes y proveedores de servicios de IT.

El rápido crecimiento de los datos, desde la navegación web básica y el comercio electrónico hasta la transmisión de video e IA, está ayudando a impulsar un aumento global en la construcción de nuevos cables submarinos. Los cables submarinos son clave para Internet y la conectividad global, ya que el 99% del tráfico intercontinental cruza un cable submarino con menos del uno por ciento del tráfico restante transportado a través de los sistemas satelitales”, agregó Steve Sasse, director estratégico de Equinix para América Latina y El Caribe.

Según el segundo Índice anual de interconexión global (GXI) de Equinix,se espera que el ancho de banda de interconexión (la capacidad total provista para intercambiar tráfico de manera privada y directa con un conjunto diverso de contrapartes y proveedores en puntos de intercambio de TI distribuidos) crezca 10 veces más a nivel mundial para 2021. La dinámica de los mercados emergentes y la creciente adopción de negocios digitales posicionan a América Latina como la región de mayor crecimiento para el ancho de banda de interconexión, con un 59% anual de crecimiento esperado. Además, se proyecta que la interconexión entre las empresas y la nube y los proveedores de TI crezca un 98% anual hasta el 2021, lo que permitirá a las empresas desarrollar nuevos servicios digitales y migrar las cargas de trabajo existentes a plataformas en la nube de terceros.

Pin It on Pinterest