La transición a IPv6

2 minutos, 24 segundos de lectura

Con 4.000  millones de personas conectadas a Internet en el mundo, las direcciones IP V4 que enlazaban sus dispositivos con la red ya se agotaron. En el marco de la feria Expo DataNet se darán a conocer los detalles de la transición al nuevo protocolo IP V6 que en Colombia tan sólo ha sido adoptado por unas 15 empresas privadas y unas 25 oficiales.

Según Gustavo León, gerente Operativo CGO Business y conferencista en la feria Expo DataNet, la cual se realizará en Bogotá entre 3 al 5 de octubre en Bogotá, “el nuevo protocolo que ya funciona desde hace 6 años y tiene la capacidad de proveer 340 sextillones de direcciones, suplirá las necesidades del planeta por otras 3 décadas pero su implementación ha sido muy lenta, sobre todo en nuestro país”.

Y es que Colombia, aunque no es ajena al aumento de las tecnologías computacionales y de comunicaciones, y ha vivido el boom de las innovaciones TI en los dispositivos tanto alámbricos como inalámbricos, se resiste a hacer la transición entre el IP V4 y el IP V6, y esta tendencia se manifiesta en el pobre porcentaje del 0.63% de tráfico en la versión 6 en el país, es decir que ni siquiera llega al 1% de su uso.

Para el ingeniero León, quien precisamente hablará en Expo DataNet de “Cómo hacer el proceso de transición al protocolo IPv6 sin contratiempos”, todo se debe a una falta general de información, aunque el sector público en el país ya ha tomado la delantera. Asegura León que “siguiendo las directrices de la Circular 002 -del 6 de julio de 2011- del Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, las organizaciones oficiales ya han tomado ventaja y al menos 25 de estas han avanzado en esta transición”.

Uno de los temores generalizados es el del “apagón” de la conectividad en las organizaciones y es por eso por lo que el Mintic, en la circular mencionada, se adelanta a hacer un análisis y a sugerir de qué manera hay que enfrentar la transición, garantizando que las infraestructuras de hardware, software y servicios continúen operando normalmente mientras se realiza el cambio.

Según el experto de Expo Datanet, lo más inteligente es que las organizaciones y sus departamentos TI comiencen a evaluar los recursos, los tiempos y las contingencias que tendrá esta adopción que tarde o temprano será obligatoria pues se calcula que para el año 2025 se realizará el apagón del IP V4, por lo que para ese entonces todas las organizaciones tendrán que haber adoptado el nuevo protocolo.

Es importante tener en cuenta que el cambio de un protocolo al otro debe ser gradual y según el experto, debe darse en 4 fases:

  • Planeación: En ésta se validan los activos tecnológicos, su infraestructura, aplicaciones propias y dispositivos pues algunos de estos pueden o no funcionar a la hora de migrar a IP V6.
  • Implementación: Se habilitan los dispositivos y los aplicativos.
  • Pruebas de funcionalidad: Se realiza la implementación en la fase de producción.  
  • Monitoreo: Se realiza un último seguimiento de evaluación.

Finalmente, es importante destinar los recursos económicos que deben provisionarse pues el costo del servicio por recibir el nuevo prefijo de dirección IP le costará a cada organización 2.500 dólares y el mantenimiento 600 dólares al año, sin tener en cuenta la implementación tecnológica que puede costar entre 30 y 1800 millones, según el tamaño de la organización.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This