Raúl Katz, consultor especializado en telecomunicaciones y profesor adjunto en Columbia Business School (Estados Unidos) habló sobre el mercado de banda ancha en Latinoamérica en el Furukawa Summit, realizado esta semana en Bahía (Brasil).

En entrevista con Computerworld Colombia destacó que sí hay una relación entre los países que están siguiendo las recomendaciones de la OCDE para su mayor digitalización y avance en la economía digital y los que no están en este grupo.

Además, hizo énfasis en la demanda de los usuarios. La relación de tecnología, infraestructura y demanda, con el tráfico. Manifestó que el uso aumenta, mientras el despliegue de la infraestructura está rezagada.

Sobre las tendencias en América Latina, destacó el crecimiento de banda ancha móvil, la saturación de la telefonía móvil y el crecimiento de Internet. “50% de la población de Latinoamérica (de los 550 millones) acceden a Internet, marcado por el amplio uso de redes sociales (87,93%), en el cual Facebook es el punto de acceso a Internet o es el primer contacto”, explicó Raúl Katz.

La adopción y utilización de TIC, combinadas con el despliegue de infraestructura, pueden ser cuantificadas con base en un índice de digitalización, que combina varios aspectos como gobierno en línea, comercio electrónico, aplicaciones, penetración, etc. América Latina presenta un nivel de digitalización medio con relación a otros continentes.

Cinco países en Latinoamérica están avanzados: Chile, Argentina, Uruguay, Colombia y Panamá, lo que significa que están siendo similares a Noruega, Estados Unidos, que son países industrializados. Además, se estima que otros tres: Ecuador, Perú y Brasil pronto se unirán a este avance en los próximos tres años.

Le puede interesar:  Pymes crecen en comercio electrónico

“Hay un proceso de convergencia entre países avanzados e industrializados; mientras que los otros países son divergentes (se alejan de esa tendencia de digitalización). Sí hay una relación entre los países que están en la OCDE o van a ingresar, frente a los que no tienen estas prácticas”, añadió el analista.

Citó las cifras de Commscore sobre la intensidad de acceso a Internet, desde el PC, en promedio de horas por mes a 2015, en Colombia, es de 20 horas, ligeramente por encima del promedio de Latinoamérica que es 19.6; Uruguay, 29, 2; Brasil, 27,5, Argentina, 18.8, Perú, 15,7.

Acerca de la TV por suscripción, comentó que 42% de los hogares están conectados por TV paga, que incluye distribución satélite y terrestre (cable y telecomunicaciones), lo que se traduce en 40 millones de hogares.

Sobre el acceso a videos en línea, Brasil, cuenta ya con 64 millones de usuarios; Colombia, 11 millones y Chile, está cerca de 6 millones.

Destacó que 4.525 petabytes es el tráfico mensual de comunicaciones en América Latina. Este se divide en dos, el cual se divide en dos: tráfico Internet: 3.951 petabyte y tráfico IP, 574.

En Latinoamérica, el tráfico crecerá al 22% por año, impulsado principalmente por el incremento en el acceso de video por Internet, lo cual es producto del aumento en dispositivos (smartphone crece 13%, así como los tabletas y M2M), mientras disminuyen el uso de PC y de teléfonos básicos.

Adicionalmente, el uso intenso de Internet por usuario resulta en un tráfico importante. Cada usuario genera 14,30GB de tráfico por mes. Específicamente, el tráfico promedio por dispositivo a 2015, fue smartphone 1,51 GB; tabletas 6,25GB, laptop, 19,58GB y tráfico video IP, 0,41 GB.

Le puede interesar:  De conectores a industria 4.0

“Las tasas de crecimiento son aceleradas, lo cual genera un impacto en red troncal y de interconexión de celulares, red fija troncal y distribución. Por ejemplo, la realidad virtual, requerirá ancho de banda de 5,6Gbps para el usuario”, anotó el ejecutivo, quien señaló, sin embargo, que el promedio de velocidad de descarga en Latinoamérica es de 7 megas (solo 1% es 15 megas, y el grueso está en 4 megas), mientras en el mundo industrializado, tienen conexiones de más de 15 megas.

“Con tanta demanda de los usuarios, la calidad de conexión en Latinoamérica disminuye. Los operadores prometen 10 Megas, pero el real es solo de 2,02 lo cual genera una de 7.08 e insatisfacción”, agregó.

Comentó que para hacer frente al incremento del tráfico de telecomunicaciones, los operadores están desplegando redes de alta velocidad, pero –en general- América Latina está quedando rezagada respecto a otras regiones, incluso de países emergentes.

La dinámica competitiva indica que aquellos operadores que aceleren su migración hacia redes de alta capacidad tendrán una ventaja estratégica.

Para concluir, resaltó que América Latina está avanzando de manera acelerada en el sendero de la digitalización; “gran parte de la población habita en entornos sociales de digitalización avanzada, que significa mayor uso de tecnologías como redes sociales, comercio electrónico y descarga de video. Colombia es uno de ellos”.

Comentarios

comentarios