Julius, empresa TIC beneficiada con la línea de crédito

  • Emprendimiento

  • Hace 1 mes

  • marzo 5, 2021

Menos de tres semanas esperaron los emprendedores de Julius, una agencia dedicada a generar estrategias, páginas web y contenido digital, para recibir el desembolso de la línea de crédito del Ministerio TIC, Bancoldex y el Fondo Nacional de Garantías (FNG), con el que tuvieron la liquidez suficiente para mantener empleadas a 200 personas que trabajan con ellos en el país, convirtiéndose en una de las 21 compañías beneficiadas en los últimos cuatro meses.

“Consultamos con el BBVA, uno de los bancos con los que usualmente nos apoyamos en materia económica, y nos ofrecieron esta línea de crédito enfocada en la reactivación económica, por medio de las compañías del sector de la tecnología”, explicó Federico Peláez Rodríguez, fundador y vicepresidente senior de finanzas de Julius – Arkix.

Asimismo, el empresario agregó que “nos interesó porque ofrece beneficios interesantes para los negocios. Es un préstamo a 36 meses, ofrece hasta seis meses de periodo de gracia a capital, cuenta con una tasa muy competitiva que depende del nivel de riesgo de cada empresa, y el FNG junto con el Ministerio TIC brindan un subsidio a la tasa”.

Esta empresa se consolidó en septiembre de 2019, cuando seis emprendedores del mundo digital le apostaron a internacionalizar sus compañías fusionando Arkix, una agencia digital colombiana con 14 años de operaciones en Bogotá y Medellín, con la agencia mexicana MKX, que cuenta con 10 años de trabajo en Ciudad de México y Monterrey. Con Julius consolidaron una nueva oferta internacional de servicios digitales con operaciones comerciales en países como Estados Unidos y España.

Los requisitos

A mediados del año pasado, Peláez se puso en la tarea de actualizar la información financiera de la compañía en todos los bancos, con el fin de facilitar el proceso de acceso a créditos y financiamiento. 

“Aunque los requisitos para este crédito son casi los mismos que en cualquier otro, tuvimos que detallar un poco más sobre los proyectos y los servicios que le prestaríamos a los nuevos clientes, para saber en qué se utilizarían los recursos”, dijo Peláez y añadió “tener la información financiera al día, así como unas proyecciones sólidas genera confianza en los bancos que ahora ven el riesgo de las empresas de una manera distinta”.

Las compañías de la Industria TI interesadas en beneficiarse con la línea de crédito, deben tener en su RUT alguna de las siguientes actividades: Edición de programas de software; Actividades de desarrollo de sistemas informáticos (planificación, análisis, diseño, programación, pruebas); Actividades de consultoría informática y actividades de administración de instalaciones informáticas; Procesamiento de datos, alojamiento (hosting) y actividades relacionadas, y desarrollo de portales web.

Montos a los que puede acceder cada empresa

Te puede interesar:  Abiertas inscripciones para taller de compra pública

Esta línea de créditos blandos fue lanzada el primero de octubre de 2020 y cuenta con más de $94.000 millones para microempresas, que pueden solicitar hasta $50 millones; pequeñas empresas, cuyo tope son $400 millones, y empresas medianas que pueden pedir préstamos por hasta $700 millones. “Nosotros no pedimos todo nuestro cupo, pero sé que todavía hay mucho dinero para ayudar a las empresas en la reactivación”, aseveró el empresario.

Peláez resaltó que muchas veces estas ayudas del Gobierno se pierden, porque a los empresarios les da temor hacer los trámites, “pero es el momento de sacarle provecho a las ayudas que brinda el Gobierno, para cuidar el empleo e impulsar la creación de nuevos puestos de trabajo”.

Uso de los recursos

La línea de crédito se enfoca en apoyar a los empresarios con liquidez para pago de nómina, arriendos, además de costos y gastos operativos de funcionamiento. Esto hace que sea ideal para apoyar la reactivación de la economía, pues en casos como los de Julius, ellos necesitan entre 90 y 120 días para cerrar el negocio, firmar el contrato, facturar y recaudar el cobro.

Por su parte, la ministra de las TIC, Karen Abudinen, explicó que “el sector tecnológico es un actor esencial en la reactivación, porque con el desarrollo de la digitalización hemos visto el auge del trabajo remoto, pero también del comercio electrónico. Muchas familias y empresas han encontrado en las ventas por canales digitales la respuesta para salir adelante en un escenario de incertidumbre como el que vivimos ahora, por eso lanzamos esta línea”.

Y añadió: “Creemos en el poder de transformación de la tecnología y en el poder de las empresas de nuestro sector. Nuestra meta para este año es llegar a 100 empresas con los créditos de ‘Reactivación TIC’”.

Por ello, los emprendedores detrás de Julius están trabajando fuertemente para mejorar la productividad del trabajo remoto, un modelo que han interiorizado en la compañía y que replican con sus clientes para que sean más eficientes y puedan generar un mayor número de empleos, una cadena que aporta a la reactivación económica.

El fundador y vicepresidente senior de finanzas en Julius – Arkix invitó a los empresarios del sector tecnológico en Colombia a que se animen a utilizar los recursos dispuestos por el Ministerio TIC, Bancoldex y el Fondo Nacional de Garantías (FNG): “Es fácil y hay bastantes recursos todavía que pueden ser aprovechados en una situación como la actual en la que algunas empresas están viendo grandes afectaciones en sus ingresos y flujos de caja”.

Concluyó: “Debemos eliminar el miedo a la tramitología, que de hecho ahora con temas de trabajo remoto se ha vuelto más fácil, los bancos en el país han estado más flexibles de lo que era antes de la pandemia”.

Acceder al beneficio

Te puede interesar:  Política pública de vigilancia de las telecomunicaciones

Los interesados deben contactar a Bancoldex (01 8000 18 0710, línea nacional y en Bogotá 742 0281) y preguntar por la ‘Línea Reactivación TIC’; acercarse al banco que hayan elegido para iniciar el proceso con los documentos que le solicite la entidad financiera. 

Una vez lleve los documentos, podrá solicitar las garantías del programa “Unidos por la TIC” del FNG. Cuando complete este proceso, deberá esperar el plazo estipulado por el banco para saber si fue aprobado o no el crédito e iniciar el desembolso.