Cinco beneficios de la virtualización

  • Opinión

  • Hace 2 años

  • julio 12, 2018

  • 3 minutos, 24 segundos de lectura

Convierte a Computerworld Colombia en tu fuente de noticias tecnológicas.

Las organizaciones están adoptando la virtualización de escritorios como una forma de reducir los costos operativos, habilitar espacios de trabajo flexibles y aumentar la agilidad comercial.

Por: Luis Gabriel Castellanos, Country Manager de IFX Networks para Colombia

A medida que las organizaciones avanzan en la búsqueda de una forma rápida, sencilla y rentable de aprovechar los espacios de trabajo virtuales, también crece su interés por la Virtualización de Escritorios (VDI, Virtual Desktop Infrastructure), una tecnología que ha demostrado ser efectiva al permitir la entrega de escritorios, aplicaciones y datos ‘como servicio’ hacia cualquier tipo de dispositivo.

Al separar las aplicaciones y los sistemas operativos del hardware subyacente, las compañías funcionan en un entorno de TI simplificado que mejora los niveles de servicio, elimina los costos de mantenimiento del hardware y mejora la seguridad general. De esta manera, las empresas hacen crecer su infraestructura de manera flexible, segura, ordenada y eficiente en costos, al reducir la complejidad y eliminar los intermediarios.

Los usuarios son quienes han venido impulsando este cambio. El rápido crecimiento de la fuerza laboral y su nueva forma de trabajar ha llevado a las empresas a proveer acceso y experiencias de escritorio desde cualquier máquina y en cualquier lugar.

Es así como los trabajadores no solo pueden tener acceso a sus aplicaciones y datos de manera segura a través de la red, sino que además se minimiza el riesgo de pérdida de datos. Desde el lado de TI, la VDI acelera la implementación de nuevas capacidades sin necesidad de adquirir nuevos PCs, ni de configurar componentes.

Pasar de los escritorios físicos a virtuales tiene muchos beneficios. Los que más se destacan son:

  • Convertir CAPEX en OPEX. Cuando se habla de PC, tal vez el mayor desafío es migrar desde versiones antiguas del sistema operativo hacia nuevas versiones, factor que representa un alto costo en gastos de capital (Capex). Por ello, muchas empresas encuentran en la Virtualización de Escritorios el mejor camino para reducir el Capex y transferirlo a gastos operativos (Opex). Al comportarse como un servicio por suscripción, la VDI es extremadamente atractiva. Además, ayuda a reducir o eliminar costos asociados a obsolescencia tecnológica, implementación y soporte técnico.

 

  • Habilitar la movilidad. El modelo BYOD (Bring Your Own Device – Traiga su Dispositivo) y el teletrabajo ya son tendencias casi naturales en todos los negocios y los usuarios exigen acceso remoto a aplicaciones, servicios e información a través de sus propios dispositivos. En este escenario, la virtualización garantiza una experiencia de usuario fluida y uniforme sin importar el lugar, ni el dispositivo utilizado.  También es ideal para la fuerza de trabajo geográficamente dispersa al transformar la experiencia offline y  convertirla en ‘always-on’, algo realmente apreciado en industrias como la banca, los seguros, el comercio y las agencias de viajes y servicios turísticos, entre otras.

 

  • Ser flexibles y adaptables. Casi todos los departamentos de TI deben lidiar diariamente con despliegues rápidos de máquinas para suplir de puestos de trabajo temporales o jornadas de capacitación. Otros más luchan por hacer compatible un sinnúmero de infraestructura de escritorio dispareja, mientras que algunos requieren tener áreas de pruebas temporales en preparación para recuperación de desastres y continuidad del negocio. Todos estos incidentes quedan superados de inmediato con la implementación de escritorios virtuales.

 

  • Proteger la información. Debido a que la mayoría de amenazas y violaciones a la seguridad provienen del borde de la red, nada mejor que la tecnología de virtualización para reducir riesgos. Como las aplicaciones y datos residen en la nube y no en los dispositivos de escritorio, el riesgo de pérdida de datos, robo de identidades o propiedad intelectual se minimiza al quedar controlado por una infraestructura diferente al hardware físico. Es aquí donde los conceptos de Gobernabilidad, Riesgo y Cumplimiento comienzan a materializarse a favor de la organización.

 

  1. Migrar de manera sencilla. Las facilidades intrínsecas de implementación, configuración y gestión del modelo de Virtualización de Escritorios evitan que las organizaciones deban contar con una plantilla de personal especializada en aprovisionamiento de recursos, almacenamiento, hipervisores, monitoreo y un sinfín de conocimientos técnicos que eleva los costos. En su reemplazo las empresas pueden contratar ayuda externa para labores de soporte y gestión.

La solución IFX Cloud VDI tiene la capacidad de hacer que la implementación y gestión de los escritorios virtuales sea mucho más fluida y sencilla al tiempo que habilita a las organizaciones a convertir sus gastos de capital en gastos operativos mediante pagos mensuales, según sea la cantidad de usuarios.

La transición desde ambientes de escritorios tradicionales –rodeados de PCs-, hacia escritorios virtualizados como servicio ha ayudado a numerosas compañías  que carecen de habilidades técnicas y disponen de menos presupuestos a superar los crecientes desafíos en materia de complejidad, gestión, seguridad y experiencia de usuario.

Pin It on Pinterest