Cinco beneficios de la virtualización

Cinco beneficios de la virtualización

Las organizaciones están adoptando la virtualización de escritorios como una forma de reducir los costos operativos, habilitar espacios de trabajo flexibles y aumentar la agilidad comercial.

Por: Luis Gabriel Castellanos, Country Manager de IFX Networks para Colombia

A medida que las organizaciones avanzan en la búsqueda de una forma rápida, sencilla y rentable de aprovechar los espacios de trabajo virtuales, también crece su interés por la Virtualización de Escritorios (VDI, Virtual Desktop Infrastructure), una tecnología que ha demostrado ser efectiva al permitir la entrega de escritorios, aplicaciones y datos ‘como servicio’ hacia cualquier tipo de dispositivo.

Al separar las aplicaciones y los sistemas operativos del hardware subyacente, las compañías funcionan en un entorno de TI simplificado que mejora los niveles de servicio, elimina los costos de mantenimiento del hardware y mejora la seguridad general. De esta manera, las empresas hacen crecer su infraestructura de manera flexible, segura, ordenada y eficiente en costos, al reducir la complejidad y eliminar los intermediarios.

Los usuarios son quienes han venido impulsando este cambio. El rápido crecimiento de la fuerza laboral y su nueva forma de trabajar ha llevado a las empresas a proveer acceso y experiencias de escritorio desde cualquier máquina y en cualquier lugar.

Es así como los trabajadores no solo pueden tener acceso a sus aplicaciones y datos de manera segura a través de la red, sino que además se minimiza el riesgo de pérdida de datos. Desde el lado de TI, la VDI acelera la implementación de nuevas capacidades sin necesidad de adquirir nuevos PCs, ni de configurar componentes.

Pasar de los escritorios físicos a virtuales tiene muchos beneficios. Los que más se destacan son:

  • Convertir CAPEX en OPEX. Cuando se habla de PC, tal vez el mayor desafío es migrar desde versiones antiguas del sistema operativo hacia nuevas versiones, factor que representa un alto costo en gastos de capital (Capex). Por ello, muchas empresas encuentran en la Virtualización de Escritorios el mejor camino para reducir el Capex y transferirlo a gastos operativos (Opex). Al comportarse como un servicio por suscripción, la VDI es extremadamente atractiva. Además, ayuda a reducir o eliminar costos asociados a obsolescencia tecnológica, implementación y soporte técnico.

 

  • Habilitar la movilidad. El modelo BYOD (Bring Your Own Device – Traiga su Dispositivo) y el teletrabajo ya son tendencias casi naturales en todos los negocios y los usuarios exigen acceso remoto a aplicaciones, servicios e información a través de sus propios dispositivos. En este escenario, la virtualización garantiza una experiencia de usuario fluida y uniforme sin importar el lugar, ni el dispositivo utilizado.  También es ideal para la fuerza de trabajo geográficamente dispersa al transformar la experiencia offline y  convertirla en ‘always-on’, algo realmente apreciado en industrias como la banca, los seguros, el comercio y las agencias de viajes y servicios turísticos, entre otras.

 

  • Ser flexibles y adaptables. Casi todos los departamentos de TI deben lidiar diariamente con despliegues rápidos de máquinas para suplir de puestos de trabajo temporales o jornadas de capacitación. Otros más luchan por hacer compatible un sinnúmero de infraestructura de escritorio dispareja, mientras que algunos requieren tener áreas de pruebas temporales en preparación para recuperación de desastres y continuidad del negocio. Todos estos incidentes quedan superados de inmediato con la implementación de escritorios virtuales.

 

  • Proteger la información. Debido a que la mayoría de amenazas y violaciones a la seguridad provienen del borde de la red, nada mejor que la tecnología de virtualización para reducir riesgos. Como las aplicaciones y datos residen en la nube y no en los dispositivos de escritorio, el riesgo de pérdida de datos, robo de identidades o propiedad intelectual se minimiza al quedar controlado por una infraestructura diferente al hardware físico. Es aquí donde los conceptos de Gobernabilidad, Riesgo y Cumplimiento comienzan a materializarse a favor de la organización.

 

  1. Migrar de manera sencilla. Las facilidades intrínsecas de implementación, configuración y gestión del modelo de Virtualización de Escritorios evitan que las organizaciones deban contar con una plantilla de personal especializada en aprovisionamiento de recursos, almacenamiento, hipervisores, monitoreo y un sinfín de conocimientos técnicos que eleva los costos. En su reemplazo las empresas pueden contratar ayuda externa para labores de soporte y gestión.

La solución IFX Cloud VDI tiene la capacidad de hacer que la implementación y gestión de los escritorios virtuales sea mucho más fluida y sencilla al tiempo que habilita a las organizaciones a convertir sus gastos de capital en gastos operativos mediante pagos mensuales, según sea la cantidad de usuarios.

La transición desde ambientes de escritorios tradicionales –rodeados de PCs-, hacia escritorios virtualizados como servicio ha ayudado a numerosas compañías  que carecen de habilidades técnicas y disponen de menos presupuestos a superar los crecientes desafíos en materia de complejidad, gestión, seguridad y experiencia de usuario.

La confianza como motor de la transformación organizacional

La confianza como motor de la transformación organizacional

¿Por qué la mayoría de las organizaciones buscan la creatividad y la horizontalidad con magros resultados?

Para encontrar una respuesta propongo explorar la siguiente idea: es un  error buscar esa transformación sin repensar los mecanismos de control y visibilidad.

Por: Carlos Peix, agile coach en Klee

Todo proceso organizado (en este caso un proceso de transformación) requiere lazos de feedback, es decir, una forma de verificar si estamos en el camino correcto. Pero, en general, las iniciativas de mejora en las organizaciones no tienen mecanismos de retroalimentación específicos, sino que son evaluadas por los responsables usuales del trabajo (por ejemplo, gerentes y jefes).

Lo más probable es que estas personas utilicen las herramientas que conocen y en las que confían para esa evaluación. El efecto se acentúa en los procesos de cambio por el “miedo a equivocarse”. Por eso, paradójicamente, además de utilizar un mecanismo inadecuado, éste se usa más intensamente. Y el círculo se retroalimenta.

¿De dónde venimos?

A principios del siglo pasado las ideas de Frederick Taylor generaron un fuerte impacto en la organización del trabajo con base en la distinción de movimientos y tiempos. Esto permitió desarrollar técnicas de mejora de la productividad y la experiencia del trabajador. Taylor distinguió dos tipos de responsabilidades: la del que diseña esos movimientos, y la del que los ejecuta.

Así emergió la necesidad de diseñar una forma de garantizar que los movimientos y tiempos diseñados se cumplan. Los capataces pasaron a ser quienes aseguraban que los demás hicieran su trabajo según el estándar. Si no ocurría, había que corregir el comportamiento, esto es, llevarlo hacia el estándar, alentando el cumplimiento y desalentando el incumplimiento.

Estas ideas permitieron mejorar la previsibilidad del trabajo y aumentar la productividad sin perder uniformidad.

Según este modelo, la forma de “trabajar bien” está ligada al hacer siempre igual, sin cuestionar ni cuestionarse. El que se aparta de lo acordado corre riesgos. El resultado es la emocionalidad del miedo como herramienta de control del trabajo.

Nota: una mención aparte merecen las iniciativas de mediados del siglo pasado, como el Toyota Production System en donde el aprendizaje distribuido ha dado excelentes resultados.

¿Hacia dónde vamos?

Ahora el mundo del trabajo requiere creatividad, mejora continua y flexibilidad. Incluso algunas empresas ven que no lograrán subsistir si son incapaces de responder con más velocidad y precisión a las necesidades emergentes. Precisión, en este caso, para diseñar la intervención más simple posible que nos permita lograr el resultado buscado.

El miedo empuja las decisiones hacia el punto más alto de la jerarquía de la empresa, por lo que el tiempo de respuesta crece y, sobre todo,  resulta difícil disponer del contexto adecuado para diseñar una buena respuesta.

Mi hipótesis

En este contexto, los mecanismos de control y visibilidad tradicionales, son ineficaces, funcionan como inhibidores de  la velocidad y la precisión.

En los procesos de evolución organizacional prestamos demasiada atención a la evolución de las formas del trabajo y descuidamos  el contexto de seguridad sobre el cumplimiento de los resultados esperados.

En otras palabras, no estamos facilitando la transición desde command and control hacia otras formas de visibilidad del cumplimiento de resultados, ya definidas en el movimiento ágil.

El papel del liderazgo

¿Cuál es la responsabilidad del liderazgo en este cambio? Uno de los rasgos importantes en las nuevas formas de trabajo es la experimentación con fines de aprendizaje para la mejora continua y el desarrollo del empoderamiento, para que cada persona tome decisiones en el mejor momento y con el mejor contexto posible.

Para ello es necesario que los líderes formales habiliten el liderazgo emergente en al menos dos espacios.

Por un lado, allanar el camino para que cada persona en la organización vea valor en la reflexión sobre mejores formas de realizar el trabajo, comenzando por valorarla él mismo.

Por el otro, fomentar sistémicamente la responsabilidad sobre la toma de decisiones en el mejor contexto posible (tan cercano al origen del problema como sea posible) y aprovechando las oportunidades de aprendizaje en ese camino.

Conclusión

La organización debe facilitar un camino seguro para la transición desde el control hacia el servicio de remoción de impedimentos. No es un cambio trivial visto desde la óptica tradicional, puede parecer una “peligrosa” pérdida de poder.

El camino hacia la confianza de todas las personas de una organización es el camino hacia la confianza de sus líderes.

Los líderes deben aprender a facilitar los espacios experimentales generando condiciones seguras para las personas y para la organización, es decir, estableciendo pautas de responsabilidad y transparencia, removiendo impedimentos organizacionales, dando feedback.

En otras palabras, la responsabilidad de los líderes (formales) es facilitar la transición de la emocionalidad del miedo hacia la emocionalidad de la confianza. Favoreciendo la aparición de liderazgos emergentes.

Nota: Mi análisis está motivado por la re-lectura de “La empresa emergente” de Rafael Echeverría. Un texto breve muy recomendable. Recomiendo leer también este artículo de David Canteros.

El cambio cultural es el punto de partida de la Transformación digital

El cambio cultural es el punto de partida de la Transformación digital

Según la encuesta de Transformación Digital 2017, realizado por la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (ANDI), el 58% de los empresarios entrevistados manifestó que está adoptando una estrategia de transformación digital. Cada vez más queda manifiesta la importancia de estar soportados en tecnologías digitales, para el desarrollo de nuevos modelos de negocios de las organizaciones y por ende, tener más oportunidades en una coyuntura económica cada vez más retadora y globalizada.

Por: German Vargas, líder Planes de Recuperación de Desastres y Cumplimiento de Claro

La transformación digital está basada en pilares tecnológicos como el Big Data, Internet of Things, Mobile, Blockchain, Omnicanalidad, Cloud, Machine Learning, Inteligencia Artificial y en las nuevas metodologías y tendencias relacionadas con la innovación como Design Thinking y disrupción de modelos de negocio, entre las que se encuentran Change Intelligent, Customer Experience y Agile (Metodología Lean Startup).

Pero, es fundamentalmente con el liderazgo estratégico, la transformación cultural y desarrollo del talento humano, que se logra el cambio requerido y la adopción de estas tecnologías, favoreciendo el replanteamiento de los modelos de negocio, permitiendo mejorar y agilizar los procesos y las operaciones, la permanencia en los mercados y la resiliencia misma, siendo el componente humano el factor crucial para emprender estos procesos, asumir nuevos retos y generar valor. Cambiar la forma tradicional de hacer las cosas no es fácil, pero es gracias a este cambio cultural que se inicia la transformación digital.

En un mundo hiperconectado, donde compañías como Claro ya tienen disponibles soluciones de Internet de las Cosas y redes 4.5G, hay que poner el foco en el talento humano. Son las personas quienes hacen posible la innovación y quienes potencian la creatividad, así es como se están logrando mejoras en la productividad, nuevos y mejores productos y servicios. Antes que cambiar los procesos, las herramientas y los métodos es preciso generar y fomentar habilidades en las personas, para que estas cambien y hagan posibles las transformaciones.

De manera exponencial cada vez tenemos más datos, más información, la clave está en cómo generar más conocimiento y sabiduría a partir de ellos, con un cambio de mentalidad y bajo la estructura de un pensamiento que pasa de lo lineal a lo exponencial usando nuevos patrones.

Quedarse obsoleto en materia digital es la forma más rápida de quedar al margen del mercado y comprometer el éxito. Es aquí donde surge el imperativo de lograr la evolución de los líderes y el desarrollo de las capacidades de las  personas que trabajan en las organizaciones.

Hay que aprovechar, en el buen sentido, aquellas habilidades de las personas para promocionar la generación de líderes capaces de promover la gestión que integre las nuevas tecnologías, y a partir de ellas, identificar oportunidades, generar ideas de innovación, y en consecuencia tomar mejores y más estratégicas decisiones.

Son los líderes soportados en las nuevas herramientas tecnológicas y con el compromiso de todas las personas de la organización, en un esfuerzo colaborativo, quienes en el ejercicio diario hacen posible el cambio de las organizaciones y la transformación de sus negocios.

Algunas competencias del talento humano

¿Cuáles son esas competencias necesarias que los líderes gerenciales y en general, el personal comprometido en el proceso de transformación digital, deben poseer? Estas son algunas de las preguntas más frecuentes. A continuación, con base en la publicación de la AED (Asociación Española de Directivos), algunas competencias que se deben tener en cuenta:

  • Visión estratégica: Visión integral de la compañía y capacidad para comprender los pilares de la transformación digital. Visualizar, aprovechar y generar oportunidades de mejoramiento de negocios actuales y promoción de nuevos con componentes de innovación a través de las nuevas tecnologías. Apropiación de las mismas en la orientación estratégica de los proyectos de la organización.
  • Aprendizaje continuo: Capacidad para gestionar el aprendizaje de manera autónoma, conocer y utilizar recursos digitales, mantener y participar de comunidades de aprendizaje.
  • Gestión de Información: Capacidad para gestionar la búsqueda, extracción, minería, obtención, transformación, procesamiento, evaluación, organización y generación de conocimiento a partir de nuevas tecnologías.
  • Comunicación Digital: Capacidad para usar, desenvolverse profesional y personalmente en la economía digital.
  • Conocimiento digital: Conocimiento y experticia en las nuevas tecnologías, formación, capacitación y entrenamiento permanente para la apropiación y gestación de nuevas oportunidades de negocio.
  • Liderazgo en red: Capacidad para dirigir y coordinar equipos de trabajo distribuidos en red y en entornos digitales.
  • Orientación al cliente: Capacidad para orientar, comprender, saber interactuar y satisfacer las nuevas necesidades de clientes en los contextos y medios digitales.

Emprendimiento: Capacidad de promover y gestionar procesos de emprendimiento para la generación de nuevos modelos de negocios, productos y servicios.

En el Mundial Rusia 2018, conexiones en dispositivos móviles superarán TV

En el Mundial Rusia 2018, conexiones en dispositivos móviles superarán TV

Este Mundial podría ser recordado como el evento global en el que los teléfonos móviles le ganaron la batalla a los televisores respecto de la transmisión de los grandes eventos deportivos.

Por: Irú Scolari

Solution Sales para Furukawa Electric en la Región Andina

Se estima que en el Mundial de Brasil 2014, cuatro billones de personas estuvieron conectadas, de las cuales más de la mitad observaron los juegos a través de sus televisores y un 30% a través de sus celulares. Se espera que las cifras cambien drásticamente en el Mundial en curso, y que más del 50% de las conexiones sean a través de dispositivos móviles tales como móviles o tabletas.

No hay que desconocer, que uno de los grandes factores que han multiplicado las conexiones a través de dispositivos, es la gran cantidad de opciones que hoy tienen los usuarios para visualizar el contenido: Apps oficiales de cadenas de TV y estaciones radiales, soluciones de streaming para móviles, diferentes aplicaciones para ver resultados, goles, resumen de los partidos; Apps de apuestas, etc. Todas ellas representan grandes oportunidades tanto para los usuarios como para las empresas prestadoras de servicios, pero… ¿estamos listos para recibir estas cantidades enormes de información?

Diferencias en las necesidades de ancho de banda

Para entender cómo esta gran cantidad de datos se puede transformar en un problema de cara a la capacidad de nuestra infraestructura IT, veamos cuál es el ancho de banda necesario para transmitir estos contenidos:

Una transmisión standard de hasta 480px demanda unos 3Mb por segundo. Por lo tanto, en una conexión de una hora se consume aproximadamente 1Gb por hora.

Una transmisión Full HD con resolución de hasta 1080px, consume un ancho de banda de 5Mb por segundo. Por ende, en una conexión de una hora se consume aproximadamente 3Gb por hora.

Una transmisión Ultra HD o 4K necesita un ancho de banda de 25Mb por segundo. Esto es 5 VECES MÁS que Full HD. Por lo tanto, en una conexión de una hora se consume aproximadamente 7Gb por hora.

Frente a esto, como usuarios tenemos la posibilidad de anticiparnos a cualquier interrupción de la transmisión que nos haga poner los pelos de punta. Debemos dar atención a las siguientes consideraciones:

¿HD o 4K? Decidir cómo lo voy a ver.

Entender si tengo un dispositivo apto para recibir 4K.

Saber si mi prestador de servicio es capaz o puede proveerme de un servicio de 4K.

Revisar si el router es apto para reproducir 4K, ya que se necesitará un módem capaz de trabajar con 25Mb y pensar además, en cuántos dispositivos voy a tener conectados a ese mismo módem.

En conclusión, primero necesitamos un equipo listo para el 4K, segundo un router o modem apto para esa red, y tercero, una infraestructura de la empresa de telecomunicaciones prestadora del servicio que sea capaz de transmitir esta enorme cantidad de información. Estando atentos a esto, reduciremos al mínimo las opciones de sufrir cortes en la transmisión.

Blockchain: innovación que está impactando al mundo

Blockchain: innovación que está impactando al mundo

Estos días, el blockchain nos aparece por todas partes, siempre está en las noticias. Desde sus inicios en 2008 ha sido la columna vertebral de varias importantes tecnologías, incluido el caso del Bitcoin, un sistema monetario electrónico de persona a persona. Aunque el blockchain sigue en su infancia, no cabe duda que tiene el potencial de impactar prácticamente todo ámbito bajo el sol – desde el sector de la salud y las finanzas, hasta la industria automotriz, incluida la seguridad cibernética.

Por: Andrés Mendoza, Asesor Técnico para América Latina de ManageEngine

Blockchain es un libro de registro público digital descentralizado en el cual se documentan eventos (entiéndase operaciones) y que permite que sólo una cierta comunidad de entusiastas vaya modificando los registros. Un bloque típicamente abarca una colección de registros digitales, tales como datos personales, información médica, o incluso la dirección virtual de una cripto moneda.

Las operaciones a lo largo de distintos blockchains están disponibles públicamente. Por ejemplo, si yo quisiera enviar bitcoins a un amigo, nadie en la red podría conocer mi identidad, sin embargo sabrían el monto transferido, mi dirección pública y la de mi contraparte. En un entorno de blockchains, la propiedad privada de direcciones cumple con los requisitos de autenticación y mantiene a salvo los datos más explotables de las personas de atacantes y de proveedores de servicios de transacciones externos. Los registros de blockchain se encuentran totalmente descentralizados: siempre están siendo verificados por toda la red, en el sentido de que no se valen de una sola máquina o servidor. Por lo tanto, el blockchain alivia los costos implicados en la autorización de operaciones digitales, al eliminar la necesidad de contar con proveedores de servicios externos de confianza, como bancos y portales de pago.

Empresas en todo tipo de industrias están contemplando cómo formar su propia capa de operaciones independientes, seguras y transparentes basadas en blockchain. Cerca del 15 por ciento de las instituciones financieras ahora corren en tecnología de blockchain. Por una lado, Ernst & Young, una de las firmas contables más importantes, ofrece monederos en cripto moneda y cajeros automáticos a todos sus empleados en Suiza. PwC, otra de las grandes firmas contables, ya ha comenzado a aceptar pagos de sus clientes en bitcoin. La adopción del blockchain promete aumentar la confianza y la eficiencia a través de cadenas de suministro globales, transacciones financieras e incluso redes sociales descentralizadas.

Repasemos cinco artículos interesantes publicados en diversas partes del internet acerca del blockchain y su impacto potencial en el mundo digital del futuro:

– IBM ofrecerá servicios de Blockchain en América Latina. En este artículo, que trata de la oferta de IBM de servicios de blockchain en América Latina, Brasil es uno de los países de la región donde ya se usa y se regula el blockchain, y pronto tendrá el primer centro de soluciones para blockchain en la ciudad de Sao Paulo. El gigante tecnológico está invirtiendo $5.5M hacia 2020, lo que coloca a Brasil entre exclusivo grupo de países (Canadá, Alemania, Japón, Reino Unido y Estados Unidos) como uno de los únicos con infraestructura IBM Cloud con capacidad de blockchain.

– Megatendencia 2018: la revolución blockchain: ¿Será posible que la tecnología detrás del bitcoin llegue a revolucionar al sector bancario? Bitcoin, la cripto moneda a base del blockchain, actualmente se utiliza y regula en los países de Brasil, Chile y México.

– Blockchain: los pros y los contras.   En un artículo que explora los pros y los contras del blockchain, se dan ejemplos de los múltiples beneficios de utilizarlo, desde ser una forma de mantener seguras las operaciones bancarias, hasta para ayudar al gobierno a detectar casos de fraude y corrupción. Sin embargo, como en todo, tiene también sus contras, como el caso de las operaciones irreversibles y la falta de confianza generalizada de la tecnología entre gobiernos y el sector comercial.

– Lo que está detrás del bitcoin es lo que puede revolucionar al mundo. En esta nota, Wilson Tovar aborda el tema de la descentralización de la información, del bitcoin, y de la forma en que ahora el blockchain puede llevar a contar con menos burocracia y mayor eficiencia, lo que podría revolucionar al mundo.  

– Impacto del Blockchain en la industria financiera: banca y seguros

En este artículo, donde se cubre el impacto del blockchain en el sector financiero, se habla de los conceptos de móvil y la nube, y de la misma forma, el blockchain, que primero se implementó en el código fuente original del bitcoin en 2009, está apuntalado para cambiar profundamente la manera en que se hacen los negocios. Aunque las implicaciones de la tecnología serán de gran alcance a través de múltiples industrias, el sector financiero permanece al frente de la conversación en torno al blockchain.

Cada vez más las empresas están adoptando el uso del blockchain en sus modelos de negocios y existe una mayor demanda por proteger sus datos de los ataques cibernéticos. Esto a la par de mantener sus cumplimientos en el ámbito normativo.

No obstante, la seguridad del blockchain depende de una arquitectura de red segura, y esto a su vez se traduce en contar con infraestructura de TI fuerte y proactiva. Ahora, sabiendo esto, los tomadores de decisiones en materia tecnológica tienen la enorme opción de sacar provecho de soluciones inteligentes que puedan ofrecer  datos oportunos acerca de incidentes de seguridad, y que además preparen el camino para construir una infraestructura de seguridad sensible. Con una capa adicional de seguridad proveniente de herramientas de gestión de TI, no hay límite a lo que se pueda lograr con el blockchain.

La Transformación Digital no solo cambia lo que hacemos; cambia lo que somos

La Transformación Digital no solo cambia lo que hacemos; cambia lo que somos

“No estamos viviendo una época de cambios, estamos viviendo un cambio de época”

Estas frases son muy poderosas y se repiten con frecuencia en foros y seminarios sobre Transformación Digital. Es claro que esta es una fuerza irreversible, que no podemos ignorar y nos invita a ser protagonistas de su creación.

Por: Humberto Rueda Armella – [email protected]

Se dice que la Transformación Digital no es algo que se incuba en las áreas de IT de las empresas y que, aunque se hace posible gracias a las nuevas tecnologías, se trata de modelos de negocio disruptivos que se definen en el mismo nivel donde se determinan las estrategias corporativas.

Menos se habla y se comprende, cómo impacta esta tendencia, a las personas en sus trabajos, por lo que quiero compartirles algunos datos y sembrarles algunas reflexiones:

  • El significado del trabajo está cambiando. El trabajo es,  cada vez, menos presencial y más difícil de controlar según los estilos tradicionales. La contratación es más flexible. Las plataformas hacen que algunas empresas tengan colaboradores, pero no tengan empleados. La línea que separa el tiempo en el trabajo del tiempo fuera del trabajo se hace cada vez más difícil de diferenciar.
  • Según la Universidad de Oxford, el 47% de los empleos actuales podrán automatizarse. Esto significa que desaparecerán funciones que hoy desempeñan 1.600 Millones de personas en el mundo.
  • 8 de cada 10 jóvenes entre 20 y 30 años encontrarán un empleo relacionado con el ámbito digital, en trabajos que aún no existen. Si nuestros hijos no tienen claro lo que harán en el futuro es, probablemente, porque su trabajo no ha sido inventado aún.
  • Estamos entrando en la economía de la Experiencia.

La inteligencia artificial, el Big Data y la computación cuántica ponen en evidencia algo muy fuerte y de gran impacto para la humanidad:  No es importante lo que sabes, sino lo que eres.

Muchas veces nos identificamos con nuestra profesión, o con el cargo que desempeñamos en la empresa. Si nuestra profesión se hace obsoleta e innecesaria y si perdemos el trabajo, ¿dónde queda nuestra identidad si siempre creímos que éramos nuestra profesión, o nuestra posición?

Las máquinas harán el trabajo mucho más rápido, más preciso y más económico que los humanos. Eso no nos debe asustar, ni debemos sentir que estamos en una situación de competencia contra ellas. Por el contrario, las máquinas nos liberarán de eso que no somos y nos permitirán desarrollar y mostrar lo que somos.

Maslow identificó que los seres humanos necesitamos satisfacer una serie de necesidades, desde la más básica de supervivencia, hasta la más elevada de trascendencia. La evolución de la humanidad ha seguido ese camino ascendente y lo podemos ver claramente en el campo laboral.

El hombre primitivo trabajaba para buscar el alimento para subsistir. Con el tiempo, la humanidad, en general, ha venido satisfaciendo esas necesidades básicas y ha estado descubriendo otros aspectos que le dan sentido a sus vidas y satisfacen necesidades superiores: El confort, el ocio, el tiempo para compartir con familia y amigos y el sentir, desde la sensación de éxito y reconocimiento, que lo que hacemos genera impacto en los demás.

Para la mayor parte de la Humanidad, estos son logros alcanzados y es por esto por lo que estamos entrando en un cambio de era, en la que los seres humanos buscamos nuestra realización a través de encontrar el sentido y propósito a lo que hacemos. No es que el dinero y el confort no nos importe o no nos atraiga; es que ya lo damos por seguro, al menos en la proporción mínima necesaria para sentir que estas necesidades están satisfechas.

Aquí es donde se unen nuestros deseos y lo que las empresas necesitarán de las personas, a medida que las máquina vayan tomando el lugar que hoy ocupamos los humanos. Esto representa un reto, tanto para los líderes en las organizaciones, como para sus miembros.

El estilo de liderazgo ha venido evolucionando, de un estilo impositivo que solo valoraba la mano de obra, a uno participativo que valora la inteligencia y la capacidad de diálogo. Pero esto no es suficiente en este cambio de era; se necesita un estilo de liderazgo que valore y reconozca al ser humano de forma integral, tanto su mano de obra, como su inteligencia y su parte emocional y espiritual y permita que estas tres dimensiones se expresen en la organización para generar bienestar y valor.

Las personas necesitamos, por nuestra parte, reconocernos a nosotros mismos en estas tres dimensiones y entender que lo que más tenemos para aportar no es lo que sabemos, sino lo que somos. Que somos más productivos, creativos e innovadores cuando tenemos un claro sentido de propósito. Que lo que nos mueve no es el dinero, sino esa conexión mágica de trascendencia que nos hace sentir felices. Que el dinero es solo el resultado de dar y de servir y que cuando servimos desde ese claro sentido de propósito, entregamos valor y experiencias únicas a los demás.

La humanidad va por buen camino y la transformación digital es un catalizador que nos ayuda a despertar nuestra conciencia sobre nuestro propósito primordial de servir desde lo que somos y de aprender a ser felices.

Página 1 de 15123...10...Última »

Pin It on Pinterest